CASA CAL

Para poderse adaptar a la geometría del solar y conservar el proyecto en una sola planta, éste se fragmenta en diferentes volúmenes que siguen una retícula y que buscan maximizar la entrada de luz, así como mejorar la ventilación natural.

El proyecto consiste en una serie de muros de carga en forma de L, los cuales sustentan  la retícula de cubierta, están dispuestos de manera que las esquinas quedan liberadas, y así destacar  desde todas la estancias, las diferentes vistas que disfruta la vivienda.

La cubierta ajardinada mejora el control térmico del interior de la vivienda, a la vez que permite la integración del edifico en el entorno natural.